Sceners Gallery, arte contemporáneo y diseño en el distrito 11 de París

Recientemente, descubrimos Sceners Gallery, una nueva e inspiradora galería de arte, ubicada en el Distrito 11 de París, que se dedica a entablar un diálogo entre creaciones artísticas y diversas formas de expresión.

Sitio: scenersgallery.com
Dirección: 88 Boulevard de Mènilmontant (París)
Horario: Hasta mediados de junio de 2024.

Según nos cuenta Jonathan Haddad, cofundador y director de diseño de esta galería de arte parisina, la idea de crearla  surgió tras años de comisariar colectáneas únicas para clientes. Esta pasión se profundizó cuando comenzó a enfocarse más en un portafolio de colecciones específicas con su futuro socio, un respetado coleccionista de arte y diseño.

En aquel momento, se dieron cuenta de que habían reunido una amplia e interesante variedad de piezas de diseño y arte, así que motivados por exhibir estas magníficas obras en un entorno especial, buscaron un espacio que fuera adecuado y sutil, y que actuase como un telón de fondo. De ahí que concibiesen ese lugar para que funcionase como una plataforma para la exhibición e interacción, permitiendo a los amantes del arte involucrarse y adquirir estas preciadas obras maestras históricas.

Una exquisita selección piezas de diferentes períodos y estilos

Haddad es quien se encarga de la curaduría y de la dirección artística de la galería. Tiene un importante, vasto y ecléctico background en diseño y arte, que le permite innovar y establecer nuevas conexiones que van más allá de «las cajas blancas clásicas» propias de una galería de arte al uso. Por ello, en Sceners Gallery combina cuidadosamente piezas de diferentes períodos y estilos, mejorando tanto la cohesión visual como la temática.

Asimismo, lo que realmente les diferencia es su enfoque con respecto a la historia, la procedencia y el carácter de cada obra de arte. Valoran las historias que cada pieza lleva consigo, todas ellas moldeadas por el tiempo, lo que profundiza el compromiso y enriquece la experiencia que ofrecen a sus visitantes.

Esta cuidadosa consideración sobre el trasfondo de un objeto es primordial para Haddad, quien hace hincapié en la relevancia que tiene este valor único y diferencial de la galería.

Su primera exposición: Caos y Armonía

En estos cuatro meses de vida, Sceners Gallery ha presentado su primera exposición, en la que participan diseñadores europeos de renombre como Jean Prouvé, Marzio Cecchi y Pierre Jeanneret, junto con maestros japoneses y americanos como George Nakashima, Rei Kawakubo y Shiro Kuramata, así como modernistas brasileños como Oscar Niemeyer y Jorge Zalszupin, entre otros.

“Caos y Armonía encapsula la esencia de nuestra colección, estableciendo una conversación entre diferentes medios y eras.” Haddad

Todas las piezas expuestas son diferentes y destacan por su belleza y por la historia que aguardan, y a pesar de su posible utilidad resaltan por ser estéticamente atractivas, pero ante todo auténticas obras de arte. Principalmente, porque su valor histórico hace que a pesar de ser, por ejemplo, una silla de escuela, ésta pueda ser exhibida en un podio. Su idea es dejar que la historia y las historias sean un aspecto más potente que la propia apariencia de una pieza, ya que se trata de un testimonio del genio de su creador.

“Nuestra idea es dejar que la historia y las historias sean un aspecto más potente que la propia estética de una pieza.” Haddad

Un contenedor industrial que alberga contenido artístico

El espacio físico de esta galería nos encanta debido a su particular e impactante estética industrial. De hecho, Sceners Gallery está ubicada en un loft de 1909, protegido debido a su importancia cultural e histórica.

El equipo arquitectónico que se encargó del proyecto estaba afiliado al mismo grupo que trabajó después de Gustave Eiffel, conocido por sus contribuciones pioneras a la arquitectura industrial. El mismo cuenta con elementos brutalistas que crean un diálogo convincente con los ornamentales clásicos de Haussmann del interior.

Esta yuxtaposición de estilos realza el carácter único de este espacio, convirtiéndolo en un contenedor perfecto para exposiciones de arte y diseño.

Durante la restauración, se restituyeron cuidadosamente las «cicatrices» históricas de las paredes, ya que para ellos era esencial conservar estas marcas del tiempo y que estuviesen presentes en esta nueva vida. Este enfoque no solo respeta el patrimonio arquitectónico del loft, sino que también agrega una capa de profundidad y textura, que proporciona un lienzo histórico para el arte que se expone.

La galería puede visitarse previa visita concertada y vale muchísimo la pena.

(*) Fotos by Jan Liégeois proporcionadas por Sceners Gallery.

BACK
BACK TO TOP