Palazzo Daniele: mucho más que un hotel de lujo bajo el sol de Puglia

Ubicado en la exquisita región italiana de Puglia, el Palazzo Daniele es un hotel de lujo de diez suites ubicado en un palacio familiar con más de 160 años. Pertenece a la familia Petrucci, y sus actuales dueños son el hotelero Gabriele Salini y el filántropo Francesco Petrucci.

Dirección: Corso Umberto I, 60 73034 Gagliano del Capo (Italia)

Un interiorismo discreto y grandioso inspirado en la idea de ausencia

El Palazzo Daniele fue construido inicialmente con un estilo neoclásico en 1861, el año de la reunificación de Italia, por el renombrado arquitecto local Domenico Malinconico, presentado a través de una serie de patios y exuberantes paisajes mediterráneos. Estos han sido reinventados por Ludovica y Roberto Palomba del estudio Palomba Serafini Associati.

Sus nuevos propietarios, GS Collection, decidieron reformar y reimaginar la propiedad llevando a cabo una combinación armoniosa de minimalismo sublime, esplendor del siglo XIX y arte contemporáneo. Para ello, demolieron los interiores, preservaron la integridad arquitectónica de la estructura a través de la restauración de frescos ornamentados y suelos originales, y apostaron por un diseño minimalista, que combina a la perfección con la grandeza de los frescos originales del palazzo, los techos abovedados y los suelos de mosaico.

Una gran apuesta por la comunidad local

Una de las claves del concepto social del hotel son los principios que unen el hiperlocalismo, la comunidad y la cocina, donde el credo de Salini, «questa casa non è un albergo» («esta casa no es un hotel») logra que los huéspedes se sientan parte de un palacio familiar íntimo.

Palazzo Daniele fusiona lo mejor del arte, el diseño y la gastronomía local italiana en un entorno auténtico, idílico y acogedor.

La relación única y duradera del palazzo con la comunidad local garantiza un acceso sin igual a la vida tradicional de Pugliese, lo que permite experiencias auténticas como visitar granjas cercanas o pescar con pescadores vecinos, para que luego el chef del hotel pro prepare y pueda degustarse en la mesa común.

Arte, arte y más arte

El Palazzo Daniele rezuma arte por cada uno de sus poros y al reorganizar todos los espacios optaron por usar los salones majestuosos como espacios de exposición.

Asimismo, varias obras y piezas de mobiliario fueron seleccionadas y comisionadas por Francesco Petrucci como una lámpara de Luigi Presicci, unos taburetes de Nicolas Party, una escultura de Roberto Cuoghi o una litografía de Carla Accardi que conviven junto a retratos ancestrales y motivos de diseño neoclásico. Todo ello convive a la perfección tanto con las obras de arte contemporáneas como con su estructura neoclásica.

El palazzo ofrece un telón de fondo excepcional para su interesante colección de arte moderno cuidadosamente curada.

Suites de ensueño

Todas ofrecen vistas al patio de la propiedad, a la piscina al aire libre o a la piazzetta central de la ciudad. También cuentan con cajas de luz diseñadas por Simon d’Exea, que también tienen un propósito práctico al iluminar el espacio, junto con obras únicas de varios artistas contemporáneos como Claudio Abbate, Eva Jospin y Christian Frosi.

Las suites están enmarcadas por techos abovedados y están escasamente amuebladas para realzar las piezas de diseño que desdibujan las líneas entre el arte y su función.

Centrada alrededor de una gran sala de estar llena de luz de la década de 1800, la amplia Master Suite tiene tiene una superficie de 130 metros cuadrados, en la que hay dos dormitorios, dos baños y una selección de la envidiable colección de arte de Palazzo Daniele, mientras que el aristocrático Suite Apartment de 200 metros cuadrados ocupa un ala completa del palazzo con acceso independiente, cocina privada, sala de estar, tres dormitorios, tres baños privados y un comedor.

El apartamento se caracteriza por una sorprendente combinación de herencia arquitectónica, diseño minimalista y obras de arte audaces, que incluyen «Pocket» de Mohamed Namou y «Prototipo Macchina per la Conquista del Mondo» de Sergio Breviario.

Las espaciosas Junior Suites y Royal Junior Suite tienen camas king size y armarios abiertos con estructura de acero negro: una característica de la firma en todas las suites. El baño de este último ha sido concebido como una instalación de arte vivo, en la que una ducha de lluvia cae desde un techo de seis metros de altura sobre un lavabo diseñado por el artista italiano Andrea Sala.

La última incorporación de Palazzo Daniele es The Black Suite; un ático con una terraza privada al aire libre y con vistas a todo el patio. ¡Una maravilla!

Zonas comunes

El palazzo cuenta con otras estancias que potencian aún más el sentimiento comunitario del hotel, alentando a los huéspedes a relajarse con un aperitivo junto a la chimenea de la sala de estar o en el precioso patio al aire libre, la pieza central arquitectónica de Palazzo Daniele.

La cocina abierta, que cuenta con una vista de la piscina a través de una ventana arqueada, funciona como principal punto de reunión: un lugar para sentarse, comer, beber y conversar. El desayuno, las tapas ligeras, la comida y la cena las preparan los cocineros locales del hotel, cuyas familias han vivido en Gagliano del Capo durante generaciones. Para ellos, utilizan ingredientes locales frescos.

Afuera, en los terrenos de la propiedad, los huéspedes pueden disfrutar de la sala de vapor o la sauna, y dependiendo del tiempo, también se puede tomar el sol o darse un baño en la piscina o incluso disfrutar de una cena romántica a la luz de las velas en el recinto Kaffeehaus.

Un enclave privilegiado

Ubicado en Gagliano del Capo en la región de Salento, Palazzo Daniele está muy cerca de la costa rocosa del Adriático, así como de las playas de arena del Mar Jónico.

Esta comarca, también conocida como el tacón de la bota italiana, es el escenario de la exposición de arte internacional anual Capo d’Arte.

(*) Fotos proporcionadas por Palazzo Daniele.

BACK
BACK TO TOP